Gasto en autopistas

Cuando se conoció que se ampliaría la Autopista Florida blanca con el fin de mejorar, supuestamente la movilidad vehicular de la ciudad, en una reunión del COPACOS Comité de participación Comunitaria en Salud advertí de un daño en la prestación de los servicios de salud que le ocasionarían a los ciudadanos residentes en los barrios Antonia Santos Sur, San Martín, Guayacanes, entre otros, por la demolición del puesto de salud ubicado  debajo del Viaducto García Cadena.

Por este cuestionamiento fui invitado a participar en una de las reuniones del COMPOS COMITÉ DE POLITICAS SOCIALES de Bucaramanga, donde pude exponer mi preocupación, recibiendo la atención muy especial de dos delegadas de la Procuraduría Regional, porque expresaron que si ello llegase a ocurrir sería un hecho gravísimo.

Pero este Alcalde asocial que tenemos no la ha importado un carajo ello.

Y más grave aún, en reunión con los habitantes de ese sector popular, se comprometió a que antes de destruirlo les adecuaría un puesto de salud. Al día de hoy, 23 de enero de 2015, su promesa se quedó en el aire. Lo raro no es esto; lo raro es que hubiese cumplido su palabra.

Recuerdo que la SALUD ES UN DERECHO FUNDAMENTAL.

Siguiendo con esto del tercer carril, es preciso manifestar que no mejorará la movilidad. Por el contrario, cuando ese gran número de vehículos desemboquen,  en sentido sur – norte, a las carreras 21 y 27, los trancones serán monumentales porque estas dos rutas son el cuello de botella de las vías de acceso a la meseta de Bucaramanga.

No es oposición a que nuestra ciudad, no la del  actual Alcalde y sus antecesores, progrese. Es oposición a la falta de una verdadera  planeación. Es oposición a que no se tenga en cuenta las necesidades más sentidas de los  ciudadanos. Es un clamor para que los entes de control actúen seriamente en Bucaramanga a fin de evitar el saqueo de las arcas municipales; para que  no se siga direccionando la adjudicación de obras para un solo contratista.

Es un llamado a los ciudadanos bumangueses para que en las elecciones de octubre 25 castiguemos a los politiqueros que se han adueñado de nuestro terruño, no el del actual mandatario. Expreso esta última frase porque el actual mandatario reitera “mis niños y niñas: mis policiales; mis paisanos”.

¡Qué carajos¡ Yo si me excluyo de esa pertenencia abusiva que él se abroga sobre nosotros.

Deja un comentario